miércoles, 5 de octubre de 2011

SEVEN - UP

River Plate 7 - 1 Atlanta 
B Nacional 11/12 - 9ª fecha.
Estadio Gasómetro - 05/10/11.




RIVER PLATE: Chichizola (6); Vella (6), Ferrero (6), Maidana (6) y Arano (6); Sánchez (8), Cirigliano (7), Aguirre (8) y Ocampos (8); Ríos (7) y Cavenaghi (10). Posteriormente Affranchino, M. Díaz y Bordagaray. DT: Matías Almeyda.
ATLANTA: Llinás; Arancibia, Lugo, Milán y Segovia; Ferragut, Pajón, Galeano y Pogonza; Aparicio y Abel Soriano. Luego Cherro, Fabro y Lorefice. DT: Jorge Ghiso.
GOLES: Martín Aguirre (RP) 13 pt. Fernando Cavenaghi (RP) 19 pt. Lucas Ocampos (RP) 44 pt. Fernando Cavenaghi (RP) 11 st. Fernando Cavenaghi 13 st. Fabián Bordagaray (RP) 27 st. Andrés Ríos (RP) 38 st. Abel Soriano (ATL) -penal- 41 st.
ARBITRO: Juan Pablo Pompei -bien-
MAN OF THE MATCH: Fernando Cavenaghi (River Plate)
RESULTADO MORAL: River Plate 7 - Atlanta 1.

Uno: 13 minutos de dominio. Pase de Sánchez al pique de Cavenaghi. Puntazo bajo parado a medias por Llinás que Aguirre rebotea a lo Luis Artime. Puñito apretado. Buen comienzo.
Dos: Van 19 y todo sale. Carlos Sanchez barre y le gana a la salida del portero. El balón deriva largo para Cavenaghi con ángulo cerrado. Amaga el centro atrás y la manda a guardar con cara externa de cachetada con pasmosa calidad. Festejo al alambrado. Nudo resuelto. Viento en popa.
Tres: Atlanta ya no quiere más. A uno del cierre, Cavenaghi habilita a un solitario Lucas Ocampos que acomoda de derecha y define de zurda, abajo y al primer palo. Grito con bronca y camiseta al aire. Tres goles tres. Como en Mendoza, como ante San Juan.
Cuatro: 11 del complemento. Cavenaghi se lleva medio a los tropezones un pase de Ocampos, pero ya en el área, todo se le aclara. Define fuerte al primer palo. ¿Cuatro?, ¿cuatro?, ¿cuando fue la ultima vez que hicimos cuatro?.... ah, ya se. El 4-3 ante Chacarita en el Monumental.
Cinco: El reloj marca 13. Ninguna yeta. Habilitan a Cavenaghi entre los centrales. Otra vez mano a mano ante el pobre Llinás define elevándola suave por sobre su cabeza. Delicioso. Cinco goles juntos. Hay que retroceder hasta el 5-0 ante la U. San Martín de Porres, por la Copa del 2008.
Seis: Como será la cañada que el chancho la cruza al trote y hasta Bordagaray hace un gol. Ríos recibe solo, centra a Cavenaghi para hacer su cuarto personal pero le debe haber dado cosa. Toque atras y remate certero del ex San Lorenzo. Desde 2003 no hacíamos 6 goles . Estabamos desacostumbrados a estos placeres.
Siete: La zaga bohemia no puede con su alma. Duermen en un tiro libre. Centro de Affranchino y gol de Andrés Ríos de anticipo en el primer palo. San Telmo en 1976 había sido la ultima victima de 7 goles millonarios. Cartón lleno. Paz interior.

Un partido (una masacre) así no se analiza. No hay trámite, no hay explicaciones. Hay oportunismos, hay momentos aprovechados, hay jerarquías individuales, hay buenas y malas tardes. Está claro que siete goles no son cosa de todos los días, como también está claro que esta diferencia es un tanto irreal. Que sirva pues este regalo inesperado para inflamar la moral todavía un tanto dubitativa; Que sirva para facilitar la búsqueda de identidad pretendida; Que sirva para apaciguar temperamentos volátiles y desconfiados. Los exagerados dirán que nació la nueva máquina. Mentira. Apenas nació una nueva ilusión, con algunos argumentos más o menos sustentables. No es mucho. Pero por lo menos es.

8 comentarios:

Marcelo desde Mendoza dijo...

Excelente el título Adrian y mucho más si lo relacionamos con la bebida diciendo que River tuvo su destape mostrando una efervescencia burbujeante . Hace mucho que no nos deleitamos con tremenda goleada de la que puedo detacar la importancia de Aguirre que está en todas y acompaña todas las jugadas y que le hace los relevos a Sanchez que le permite jugar más tranquilo cuando va . Este Atlanta no se parece al del 73 ni por las tapas . Ahora espera el globo al que tenemos que salir a jugarle con la misma actitud . A no confiarse y pensar que vamos a ganar todos los partidos por goleada porque no vamos a equivocar y muy feo . Abrazos

Centrojas dijo...

Para mi hubo una gran pero gran diferencia fisica entre uno y otro equipo, Atlanta parecia de la B metro, ojala el dt no dude más y que aguirre sea titular, le agrega una sorpresa al equipo que cuando no esta realmente se lo extraña.

dalmassito dijo...

Chau Norberto.

Fue un gusto.

Enrique dijo...

Glorioso titulo. Muy buena la reseña de las goleadas, hace una década era normal meter 4 o 5 partidos al año de más de 4 goles.

pelotín dijo...

El partido me hizo acordar a los viejos Nacionales, cuando jugabas con equipos que claramente eran de otra categoría y literalmente no había partido.
Casi me emociono con el primero de Cavenaghi: por fin un lindo gol de River (el anterior fue contra Quilmes en el torneo pasado). Alegrías que parecían perdidas.
La victoria sirve, claro. A ver si podemos ir levantando y ganando regularidad. El equipo es el de ayer con el Chori por Ríos, me parece.
No quiero ser aguafiestas, pero no jugamos contra nadie ayer. Eso sí, marcamos la diferencia que hay.

Anónimo dijo...

El gusto fue recíproco, Dalmassito... Evidentemente me equivoqué, pensé que este era un foro de libre opinión donde los hinchas de River podíamos expresarnos ... Por suerte hay muchos otros, veré si allí podré volcar mis humildes inquietudes. Como pedido final me permito sugerirte algún posteo dedicado a grandes glorias olvidadas del club, como Carlos Berrueta, Jorge Villazán, el paraguayo Bareiro, Coll o Carlos Karabín... Saludos y gracias totales.... Norberto Osvaldo del Corral.-

sergio dijo...

Una pequeña luz de esperanza, en esta temporada que ojala pase pronto.
Ojo, no todos los rivales se van a suicidar como lo hizo Atlanta ayer, o al menos eso creo yo.
Si Cavegol recupera la confianza, y esta bien asistido, me parece que se va a cansar de embocarla.
Me sorprendio el pibe Rios, hace rato que no aparecia.
¡¡¡Abrazos, y como siempre, un placer comunicarme con uds.

Gustavo dijo...

Dalmassito, para todos los que realmente disfrutamos de este magnifico blog es una lástima que aún no se haya aplicado el necesario filtro.
Lamentablemente, una vez más y en especial en el post anterior me aburrí de leer comentarios baratos con olor a bosta. Y lo peor y hasta me malhumora por la perdida de tiempo que significa, es que son respondidos.
La pobreza de ideas o argumentos que expresan francamente no se corresponde con este sitio.
Siguen debajo nuestro.

Un abrazo,
Gustavo de Neuquén